6 Reglas de oro para tener un equipo de colaboradores eficiente.

Publicado por Laly García en

Como dueños de una empresa tendemos a ser autoritarios, a dar un sueldo base a los colaboradores y preocuparnos solamente por que los insumos de nuestro producto estén en orden, o en el caso de servicios que haya espacios disponibles.

Los días pasan y nos preguntamos por qué nuestro negocio no es proactivo, o por qué las ventas siguen bajando más que el mes pasado.

¿Por qué no es eficiente si tengo suficientes colaboradores y no hace falta insumos en la empresa?

Error #1:

Suponer que tus colaboradores harán lo que tú esperas sin incentivarlos después de terminar sus tareas.

Pocos emprendedores y creadores de empresas prestan atención a la parte colaborativa, sus recursos humanos.

Bien dicen que el cuerpo humano funciona gracias a que todos los órganos y células funcionan en sintonía.

Lo mismo sucede en una empresa, el cerebro es el director, jefe, gerente etc.

Los brazos son los administrativos, contadores y finanzas. Las piernas son los vendedores, los mercadólogos, las secretarias, etc.

Incluso el cuerpo humano necesita de los glóbulos rojos que recorren todo el sistema para purificarlo y tenerlo en buen estado. Es decir, hasta el área de limpieza y mantenimiento funjen un papel importante dentro de la empresa.

Pero… ¿cómo puedo proporcionarles incentivos y una mejor calidad de ambiente laboral a mis colaboradores?

Comencemos por la primera:

1. Bien pagados.

Proporciónale un buen sueldo a tus colaboradores según él área designada. Es decir, considera el sueldo promedio que paga la mayoría de las empresas y a ese promedio agrégale un 10% extra. Un colaborador bien pagado se fidelizará con tu empresa pues sabrá que tiene un buen sueldo y no conseguirá uno igual en otra parte.


2. Motivados.

Motiva a tus colaboradores cada vez que se presente una oportunidad. Pero no exageres, ya que puede que lo tomen como extraño o se acostumbren a ello y el efecto no será el mismo. Cuando hagan una tarea a tiempo, una presentación del lanzamiento de un nuevo producto salga con éxito o incluso si tu vendedor cerró una venta con un nuevo cliente, felicítalos.

A todos nos gusta sentirnos motivados cuando hacemos un buen trabajo, te aseguro que la próxima tarea lo hará con mejor actitud y los resultados serán mejor de los esperados.

3. Capacítalos.

Es normal escuchar la frase “ninguna relación funciona de misma manera que otra”. Lo mismo pasa con las empresas.

Cada empresa tiene su esencia y su estilo de trabajo. Para ello ofrece un curso de capacitación a tus colaboradores, es este curso incluso podrás aprovechar para orientar a tus colaboradores sobre cómo te gustaría que se manejaran dentro de la empresa.

Un colaborador bien instruido, bien pagado y bien motivado, generará ingresos por arriba de las nubes. Los resultados serán óptimos y tú empresa empezará a ser proactiva.

4. Respaldados.

Fomenta el trabajo en equipo, es grato sentir que contamos con un equipo en el cual podamos apoyarnos. Incluso si fue un mal día en la oficina un buen consejo, una palmadita en la espalda o un “solo es un mal día, mañana será diferente” puede cambiar el chip de negatividad de tus colaboradores.

Fomentar el trabajo en equipo genera un ambiente laboral confortable, en efecto, ¿a ti te gustaría trabajar en un lugar con un ambiente tenso e incómodo? ¡Por supuesto que no!

5. Valorados.

Al formar parte de una empresa formamos parte de una familia, 8 horas de nuestra vida diaria la dedicamos a un lugar en específico.

Este punto va de la mano con la motivación, en el momento en que agradeces el trabajo de alguno de tus vendedores, estos se sienten especiales, y valorados.

O tal vez vas llegando a tu oficina un lunes por la mañana y de pronto se encuentra la mujer que se encarga de hacer la limpieza, y está limpiando los cristales de tu oficina.

Un “Hey Lucia, la oficina luce diferente hoy, es un buen día ¿no?”.

Un simple gesto como ese, logrará que tus colaboradores se sientan parte de tu empresa.


6. Productivos.

Deja pequeñas tareas a tu nuevo colaborador, cada que cumpla una de ellas, felicítalo y posteriormente otórgale una más difícil.

O si del contrario, tus colaboradores tienen tiempo laborando en tu empresa, un “Ernesto, si que eres eficiente eh, terminaste todos los balances antes de la fecha solicitada.”

Pueden parecer detalles insignificantes pero créeme, estas seis acciones pondrán en evidencia el rendimiento de tu empresa, los resultados mejorarán como nunca lo hubieras imaginado.

Te reto a poner en práctica estas seis reglas durante un mes, ¡comprobarás cómo si dan resultados!

Categorías: Marketing

2 commentarios

Irving · febrero 7, 2019 a las 11:05

Excelente, me gusto mucho la pagina y la información… Saludos y éxitos.

    Laly García · febrero 7, 2019 a las 11:05

    ¡Gracias! Espero nos sigas leyendo más adelante. 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *